S.O.S Mujer

Várices y arañitas, tips caseros y tratamientos para combatirlas

Aunque en invierno las piernas suelen estar tapadas, es necesario cuidarlas todo el año, te contamos cómo.

07/30/2018

Si sos de las que se quejan del invierno, tenemos una buena noticia, esta época del año es ideal para realizar diferentes tratamientos estéticos, como aquellos que combaten las varices.

“Es una época propicia para tratar las várices ya que al no estar expuestas al sol pueden recuperarse de mejor manera”, explica el Dr. Miguel Angel Gramajo Booth, flebólogo investigador argentino, miembro del American College of Phlebology.

Las varices aparecen por un mal funcionamiento de las válvulas que están en las venas; al no trabajar de la manera correcta se dificulta el retorno venoso, lo que genera acumulación de sangre y dilatación de las venas.

Por eso, tal como sucede con la celulitis, nadie está exento de las varices y arañitas, ya que su aparición no tiene que ver con el peso o la edad. La mayoría de las veces se vinculan a factores genéticos y hormonales (como embarazos, anticonceptivos, etc.).

Pero, hay una diferencia clave con la celulitis, mientras que esta es solo un problema estético, las varices evolucionan y generan desde malestar, como pesadez en las piernas, hasta patologías como trombosis venosa y úlceras. Por eso, tratarlas es doblemente importante.

Cómo prevenirlas

Si bien la carga genética manda, algunos tips pueden ayudar a retrasar su aparición o a moderarlas. Algo tan simple, como la elección de la ropa y el calzado juega un papel importante. En ese sentido, hay que evitar las prendas ajustadas de la cintura para abajo.
Los tacos muy altos también entran en la lista negra, ya que dificultan el buen retorno venoso.
Una buena idea es utilizar medias de descanso, sobre todo cuando sabes que vas a pasar muchas horas de pie.

La actividad física también es clave, desde una simple caminata hasta ejercicios localizados que fortalezcan los músculos de la pierna. El movimiento favorece el retorno venoso, por eso siempre es bienvenido.

El invierno es un buen amigo de las varices, ya que el calor tiene un efecto dilatador que aumenta las molestias asociadas a esta problemática, como la pesadez y la hinchazón de las piernas. Por eso, se aconseja evitar la exposición al sol prolongada y siempre utilizar protector solar.

Los automasajes diarios son otra herramienta fundamental porque ayudan a que la sangre acumulada en la zona se movilice y fluya hacia el corazón. “Hay que realizarlos de manera ascendente, empezando por los pies y subiendo lentamente hasta llegar a los muslos. Es clave no hacerlos directamente sobre las varices sino en las zonas aledañas. Además, los movimientos deben ser siempre suaves y para ello es fundamental utilizar palmas y dedos en su totalidad y no presionar solamente con las yemas”, explica el especialista, y agrega: “Las cremas y aceites son fundamentales, ya que evitan la fricción”.

Tratamientos

Hace unos años, los únicos tratamientos disponibles anulaban las venas afectadas, hoy en día existe la Fleboterapia Restaurativa que, a diferencia de sus antecesores, las repara.

Consiste en la aplicación, mediante inyecciones, de una sustancia natural que repara las paredes del vaso y permite que la sangre vuelva a fluir en forma normal. Se puede realizar tanto en las piernas como en las manos, donde suelen aparecer con el paso de los años.

“La curación es posible porque la vena es un tejido que tiene un gran poder de regeneración. No todos los tejidos del cuerpo se regeneran igual”, indica Booth.

Se necesitan entre una y cuatro sesiones, es totalmente indoloro y no requiere recuperación.

Staff de profesionales y periodistas que recopilan información útil para la mujer: belleza, moda, salud, sexo, astrología, manualidades, fitness y tutoriales para verte más bella por dentro y por fuera.

ÚLTIMAS NOTAS

Loading...