S.O.S Mujer

Leches vegetales para todos los gustos

07/31/2016

Las leche vegetales están cobrando fuerza tanto en el mundo culinario como en el de la nutrición. No solo por sus propiedades saludables, sino también porque son una alternativa salvadora para veganos y quienes no toleran la lactosa. Y ni hablar de que es muy fácil de preparar en casa.

Avena

¿Qué necesitás?

  • 100 grs de avena cruda
  • 625 ml de agua mineral
  • 5 ml de esencia de vainilla
  • 10 grs de stevia
  • 1 pizca de sal

shutterstock_247672909

Paso a paso

  1. Colocá la avena en un recipiente con agua durante 30 minutos.
  2. Escurrila si es necesario y volvé a colocarla en otro recipiente.
  3. Agregá 400 ml de agua, la esencia de vainilla, la stevia y la sal. Batí hasta obtener una preparación totalmente líquida. Incorporá el agua restante.
  4. Echá la preparación en un colador de algodón para retirar pedacitos de avana. Ayudate con una cuchara.
  5. Agitala antes de servir y toamala dentro de los 2 días. Utilizá la pasta de avena restante para hacer unas cookies.

Almendras

¿Qué necesitás?

  • 1 taza de almendras
  • 3 tazas de agua
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 pizca de sal

shutterstock_317293640

Preparación

  1. Colocá las almendras en un recipiente y cubrilas por completo con agua. Dejalas en remojo, destapadas, durante toda la noche.
  2. Colalas y enjuagalas con abundante agua fría.
  3. Licuá las almendras remojadas junto a 3 tazas de agua a velocidad máxima durante 1 minuto o hasta que la preparación se vea opaca y cremosa.
  4. Forrá el colador con una estopilla, colocalo sobre un recipiente mediano y echá la mezcla lentamente para que los pedacitos de almendras no se cuelen y la estopilla no se rompa. Una vez escurrido todo el líquido, dejá la pulpa a un costado y utilizala para otras recetas.
  5. A la leche de almendras obtenida, agregale una pizca de sal y la vainilla.
  6. Guardala en la heladera hasta por 3 días.

Castañas y dátiles

¿Qué necesitás?

  • 1 taza de castañas de cajú
  • 4 tazas de agua
  • 2 dátiles
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

shutterstock_401684554

Paso a paso

  1. En un recipiente, mezclá las castañas con 1 taza de agua y dejá que se hidraten por al menos 12 horas.
  2. A continuación, enjuagalas y licualas junto a los dátiles sin carozo, el extracto de vainilla y las 3 tazas de agua restantes.
  3. Colá la leche de castañas con una bolsita de tela y horneá la preparación restante para hacer harina de castañas o masitas.

SABÍAS QUÉ?

Staff de profesionales y periodistas que recopilan información útil para la mujer: belleza, moda, salud, sexo, astrología, manualidades, fitness y tutoriales para verte más bella por dentro y por fuera.

ÚLTIMAS NOTAS

Loading...